Gente que sigue mi sonrisa...

12 nov. 2012

Mónica

Mi hermana. Mi niña. Mi vida. Mi todo. Es uno de los pilares fundamentales de mi vida. Sin los que sería nula mi existencia, ella ha sido mi ayuda, mi hombro para llorar, mi mano en la que poner la mía. Ella ha sido algo más que mi hermana. Algo más allá de una simple y llana amistad familiar, lo ha sido todo, ha sido la mejor hermana.Simplemente, perfecta. Has sido la persona que me animó a seguir cuando nadie estaba a mi lado, incluso personas que me prometían el cielo y las estrellas, pero que a la hora de la verdad, no llegaban al quinto piso del bloque. Ha sido una persona que ni siquiera merecía en mi vida, cosa de la que no me enorgullezco, ya que creo que su existencia, su mirada, su esencia junto a la mía, hace grande mi persona.
Ha sido la que me enseñó que soy guapa, la que me hizo ver la parte buena de las cosas, con la que reía a carcajadas y me peleaba cuando éramos solo niñas por una simple rabieta.

Esa eres tú, la más alta de las 3 renacuajas que aparecen en esta foto, que me recuerda a aquellos tiempo en los que lo único que importaba era lo grande que era tu castillo de arena.Eres esa, con el pelo oscuro, con piel pálida y pantalones cortos. Yo ahí, a tu lado, como siempre con un lazo rojo y el pelo rubio. Y Patricia, con el pelo castaño, piel morena y el brazo rodeando tu cuerpo.

Que sé que no siempre la vida te pagó con la misma moneda, ni te trató siempre por igual, pero pese a todo lo que pasó antes, sigo aquí y pase lo que pase, siempre seguiré contigo, a tu lado ante todo, que no me importa cuantas personas nos hayan hecho daño, porque sé que no todas pueden tener una relación de complicidad y confianza como la nuestra. Que presumo de ser hermana de una persona tan sumamente maravillosa como lo eres tú. Que en estas palabras enlazadas, quiero dejar claro que por muchos años, muchas cosas que pasen, me tendrás siempre a tu lado, para todo. Que si pasa algo, que aunque pase algo, yo seguiré contigo para lo que sea, que sabes que eres una de las personas que más quiero en este camino llamado vida. Que aún no me hago a la idea de que tengas que faltarme o irte de mi lado algún día, no me imagino que tenga que vivir, día a día sin ti, que tenga que enfrentarme a la vida sin tu sonrisa cada mañana. No me imagino vivir sin ti, la verdad. Tanto tú como yo, nos hemos equivocado y hemos caído y vuelto a caer con la misma piedras 2, 3 y hasta 4 veces más, pero quiero decirte que tú conmigo y yo contigo, desde y para siempre. Que no siempre te sonrió la vida, pero ten presente que mi abrazo, siempre te sonreirá como ésta nunca lo hizo.
Todos estos años junto a tí, me han hecho ver la muchísima falta que me haces, que sin ti no existo, que sin un tú no existe un yo. Que no sé como la vida ha podido ponerte en mi camino, no te merezco, creo que no es así, que eres tan sumamente increíble que no me hago todavía a la idea de que aún sigas a mi lado, después de todas las personas que me han fallado. Que no miento al decir que mi vida no tiene sentido sin ti, que daría mi vida por la tuya y que eres perfecta, increíblemente increíble. La persona que me hace reír y llorar a la vez, con la que puedo hablar sin ocultar, sonreír, llorar, reír sin miedo y la razón por la que sigo aquí, por la que aún no me he dado por vencida a pesar de los muchísimos imbéciles que han hecho que mi pálida cara se tiña con lágrimas saladas que mis ojos no pudieron contener. Tú me has hecho más fuerte, me demostrado una y otra y otra vez que en ti hay alguien siempre a mi lado, siempre presente y siempre conmigo, la que nunca en la vida me va a faltar. Tú fuiste ese pañuelo con el que sequé mis lágrimas, ese abrazo que nunca faltó en momentos en los que ni siquiera yo misma valoraba mi existencia. Ha sido ese grito de ánimo que tanta falta me hizo algún día cuando me fallaban las fuerzas. Fuiste ese hoy, ese mañana y ese siempre que cambió mi vida.
Porque ya, ha estas alturas, 14 años después de haberte conocido, me alegro de haberte tenido a mi lado, y me doy cuenta de que nunca te fuiste, que siempre permanecías a mi lado pese a todo.Que sin mirar cómo iba vestida, me aceptaste tal y como soy hoy por hoy. Porque no miento al decir que me enorgullece decir y gritar a todo el mundo entero que eres mi hermana, a la que quiero y admiro tanto.Que te quiero, que aún me acuerdo cuando de pequeñas queríamos hacernos mayores, vivir cada una  en su casa, pero ¿Sabes qué? Que he cambiado de opinión, que, la verdad es que no quiero hacerme mayor, no quiero que te hagas más mayor de lo que eres, porque, sinceramente, me quedaría siempre, viviendo contigo aquí, en casa pasando el frío invierno y pasando el verano en la piscina juntas, tú conmigo  y yo contigo.

Te quiere, María.

3 comentarios:

  1. Leer esto me conmovio mucho, yo tambien tengo una hermana, es una año mayor que yo pero es mi mejor amiga, no hay nadie que se compare a ella y la adoro. No puedo ni imaginarme vivir sin ella.

    Eres una excelente hermana y se nota.
    Me gusta mucho tu blog, ojala publiques pronto:)
    Atte: Cris

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, apuesto a que tú eres muy buena hermana tambien :)n Un besazo!

      Eliminar
  2. Hola te invito a mi blog, es para hacerle promoción a otros blogs, tiene un directorio de novelas, descarga de libros, trailers de películas, de todo un poco !

    http://angelithaps.blogspot.mx/

    ResponderEliminar

Entradas populares