Gente que sigue mi sonrisa...

10 mar. 2013

Sálvate para salvar.

Nos empeñamos en encontrar el momento perfecto, la persona perfecta, el sitio y el lugar perfecto. Nos empeñamos en seguir buscando esa mirada de entre la multitud, esa hoja que diga que ya es primavera, esa palabra que nos haga dejar de llorar y ese abrazo que nos recuerde que no estamos solos. Buscamos siempre algo que nos haga pensar, algo que nos anime, algo que nos saque del fondo del mar. Y no nos damos cuenta de que somos nosotros los que debemos ser capaces de hacer todo esto, no caemos en la cuenta de que no necesitamos a nadie, y cuando nos damos cuenta, es tarde. No me malinterpretéis;sí que dependemos en cierta manera de otros, pero no tanto como creemos. Siempre esperamos que vengan a por nosotros, aún cuando ya nos han olvidado, y sí, está bien tener expectativas sobre la gente pero también sobre nosotros y pensar que si no salimos nosotros de esto ¿Quién nos sacará?. Vamos, vivimos en una sociedad en la que nadie se preocupa de nadie, a no ser que le importe mucho y yo, sinceramente, pese a que no me veo así, sé que lo habré hecho alguna vez, quizás a propósito o quizás sin darme cuenta, pero lo hice ¿Y que? No me importa. He aprendido que lo más importante de nuestra vida es cada uno de nosotros, que puede haber personas que te importen, y mucho, pero si no te quieres tú, si no eres capaz de salvarte ¿A quién vas a salvar?.
María. 

2 comentarios:

  1. Tienes mucha razón, y yo la verdad es que nunca he creído en la perfección, simplemente hay cosas que para mi son perfectas y puede que para los demás no. Podríamos decir que hay diferentes tipos de...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, estoy totalmente de acuerdo :) Un abrazo gigante

      Eliminar

Entradas populares